sábado, 24 de marzo de 2012

Closer y El arte de pasar de todo

Hacía años que queríamos ver Closer, (2004)la portada siempre nos había llamado la atención porque en ella salen Natalie Portman y Julia Roberts y nunca había tenido la oportunidad de tenerla entre nuestras manos.
El fin de semana pasado le llegó su turno y lamentablemente nos decepcionó bastante. Trata sobre dos parejas que por circunstancias de la vida se entremezclan y tienen sentimientos de deseo y amor-odio entre ellas. Es una película donde los sentimientos están elevados al máximo. La pasión es desenfreno, el engaño son mentiras, el amor, es lujuria... todo es llevado de forma muy vertiginosa de un sentimiento a otro, que se muestra demasiado artificial. Las escenas en muchas ocasiones no son creíbles.
El final, es muy precipitado, en el último intercambio de parejas, cuesta creer porqué Julia Roberts vuelve a los brazos de su "cibersalido marido" sin pensarlo haciéndonos creer que todo el daño anterior es fácil de olvidar. 



Las interpretaciones rozan un aprobado, pero el vocabulario utilizado en el doblaje... es de lo más soez... quizá por lo que he leído lo más recordado... sean las escenas subidas de tono, la porno conversación cibernética, los horribles peinados de Natalie Portman  y su obertura de piernas...
Sinopsis: Una historia de pasiones, sexo, amor y abandono que involucra a dos parejas, con una situación que se complica cuando el hombre de la primera pareja conoce a la mujer de la segunda pareja.



 Anoche vimos una película de la que no teníamos referencias El arte de pasar de todo (2011), el titulo la verdad no engancha y quizá sea eso uno de los puntos que han hecho que no tenga mucha repercusión. La película trata sobre un adolescente de 18 años que está en un último curso antes de pasar a la universidad. Es un chico problemático y que literalmente pasa de todo. De sus padres, amigos, profesores, de las clases, de la vida, de chicas de hacer sus responsabilidades. Durante la película conoce a una chica que le hará cambiar y que será el motor de su vida. 
No es una película sorprendente y quizá no tiene ningún elemento que la haga especial, pero no me desagradó, creo que estaba un poco saturada de romanticismos demasiado dulzones, de realidades muy muy americanas, de historias con demasiada fantasía y vampiros.... Creo que esta película muestra muchos problemas y sentimientos que tiene un adolescente que se encuentra perdido. Como tiene un mensaje positivo, me quedo con eso.
 Os animo a verla y me comentáis.
Sinopsis:  George (Freddie Highmore), un adolescente inteligente pero solitario y escéptico, cambia de actitud cuando entabla amistad con Sally (Emma Roberts), una joven que le gustaba desde hacía tiempo. 

 


No hay comentarios: